El Pronombre





PERSONALES

POSESIVOS

DEMOSTRATIVOS

primer grupo

RELATIVOS

ENFÁTICOS

INDEFINIDOS

segundo grupo

 

El pronombre es una clase de palabras no descriptivas y de significación ocasional orientada por circunstancias lingüísticas (el coloquio o el hilo del discurso).

 

Ejemplo de pronombre:

 

Yo hablo.

 

El pronombre yo es sustantivo, ya que desempeña la función de sujeto.

 

A continuación, se citan algunos ejemplos de pronombres:

 

Este caballo es más veloz que aquél.

 

Este es adjetivo, modificador directo del sustantivo «caballo». Aquél cumple una función pronominal.

 

Allí murió.

 

Allí es adverbio: funciona sintácticamente como circunstancial de lugar. El relativo que, por ejemplo, puede funcionar como sustantivo, adjetivo o adverbio, según que su antecedente sea un sustantivo, un adjetivo sustantivo o un adverbio sustantivado. Así:

 

El hombre <que nos había visto> no habló.

 

que = hombre (sustantivo).

 

Lo bello <que era> me impresionaba.

 

que = bello (adjetivo).

 

Lo mucho <que habló> nos impresionó.

 

que = mucho (adverbio)

 

Es decir, los pronombres no constituyen una categoría sintáctica, ni pueden ser definidos desde este punto de vista, ya que pueden desempeñar la función de sustantivos, adjetivos o adverbios.

 

CLASIFICACIÓN

 

Se ha visto en los ejemplos anteriores que hay diferentes clases de pronombres. Se puede clasificar a los pronombres de la siguiente manera:

 

Se ha colocado entre paréntesis la forma usted, pronombre con que se nombra a la segunda persona pero con formas de tercera.

 

Formas acentuadas e inacentuadas

 

Ya se han analizado todos los pronombres personales y cada una de sus formas. Queda por decir que, de estas formas, algunas son tónicas y otras son átonas, es decir, unas tienen acento y otras no, aunque ese acento no necesariamente es el acento escrito.

 

Llevan acento todas las formas del sujeto, las que llevan preposición y las que desempeñan la función circunstancial.

 

yo                                   mí                 conmigo
tú-usted                          ti                   contigo
él-ella-ello                      sí                   consigo
nosotros/as
vosotros/as-ustedes
ellos/as
Las formas átonas son necesariamente enclíticas o proclíticas y se articulan siempre sin preposición.

Estas formas son:

 

el pronombre



  • Pronombres funcionan como adverbio adjetivo y sustantivo
  • el pronombre

  • adverbio
  • pronombre indefinidos

  • novedades android

Comentarios:

Loading Facebook Comments ...
Deja tu comentario
Tu Comentario