Formación de las Palabras





La expresión humana es un campo tan amplio y rico que el vocabulario de una lengua debe ampliarse continuamente para apoyarla. Las exigencias expresivas se acentúan a medida que el hombre progresa culturalmente.

 

El castellano es una lengua derivada del latín, y también ha recibido legados del griego, el árabe, el italiano, el alemán y de las lenguas indígenas americanas. La creación de vocablos nuevos sobre aquellas que ya están en el idioma se realiza respondiendo a varias técnicas o procedimientos.

 

DERIVACIÓN

 

Hay dos clases de palabras: primitivas, que no se originan a partir de otra, y derivadas, que tienen su origen en otra palabra.

 

PRIMITIVAS DERIVADAS

 

pesca    pescadores
barco    barcadas
molino    molineros

 

Si se hace una lectura atenta, se detecta que hay elementos de la palabra primitiva que se repiten siempre: es la raíz o radical.

 

Obsérvese que a la raíz mol de las siguientes palabras molino molinero molinera, se le agrega una terminación. Es un sufijo.

 

El sufijo es la partícula que, pospuesta a la raíz de una palabra, da lugar a la formación de otra y le proporciona un significado especial. Las palabras derivadas se forman por sufijación.

 

Los sufijos, según los orígenes que conformaron el castellano, pueden ser latinos, griegos o propios del mismo idioma.

 

Sufijos en la formación del sustantivo

 

Observar las siguientes palabras:

 

pobreza        dulzura      prestancia
carencia     bondad      alegría
vejez    hervor    rectitud

 

En estos sustantivos se han marcado los sufijos, con los cuales se pueden formar otras palabras derivadas. Ejemplos:

 

-eza: pereza, belleza
-ura: hermosura, bravura
-ancia: vagancia, repugnancia
-encía: presencia, vivencia
-ad: libertad, fraternidad
-ía: maestría, hidalguía
-ez: estrechez, lobreguez
-or: dulzor, candor
-tud: senectud, juventud

 

Hay sufijos aplicables a los sustantivos que indican oficio, costumbre, profesión. Observar estos términos hablante, profesor, comisario, viajero, paisano, cristianismo, ebanista.

 

Separar los sufijos: -ante, -or, -ario, -ero, -ano, -ismo, -ista.

 

Comprobar en otros casos:

 

-ero: barbero, mensajero,
compañero
-ante: militante, almirante
-or: pintor, cantor
-ario: mandatario
-ano: arcediano, parroquiano
-ismo: protestantismo, paganismo
-ista: carterista, existencialista

 

En algunos casos los sufijos aplicados a verbos determinan sustantivos como resultado de acciones:

 

pasar —> pasaje
fundar —> fundación
cobrar —» cobranza
doler —» dolencia

 

Desprender el sufijo de las palabras anteriores y formar otras:

 

-aje: paisaje, engranaje
-ción, -sión: murmuración, visión
-anza: mudanza, labranza

 

Hay sustantivos colectivos y otros que señalan lugar o depósito, que se forman por sufijación: incensario, oratorio, compañía, torero, manada, maderamen, carda/, colmenar, arboleda, muestrario, parsanaje, racherío.

 

Separar sufijos y formar por derivación nuevas palabras:

 

-ario: relicario, funcionario
-orio: jolgorio
-ía: panadería, carnicería

 

Por último, hay ciertos sufijos que son privativos de los sustantivos que indican cargos o dignidades. Observar en estos ejemplos: embajada, cardenalato, padrinazgo, secretaria.

 

Separar los sufijos y formar nuevas palabras:

 

-ada: embajada
-ato: decanato
-azgo: mayorazgo
-ía: abadía

 

Sufijos en la formación de los adjetivos

 

Hay un grupo de sufijos que indican o afirman la posesión de la cualidad del término que le dio origen: ahogado, perecedero, verdusco, guiñolesco, lanudo, cenicienta, decisivo, cristalino, laborioso, tremebundo, perruno, rojizo, caminante.

 

En los ejemplos que siguen se han subrayado los sufijos con los que se forman nuevas palabras:

 

-ado, -ada: amenazado, arreglada
-dero, -dera: duradero, duradera
-usco, -uzeo: blancuzco, pardusco

 

Existen sufijos que indican pertenencia a la cosa que nombran. Ejemplos:

 

pampeano, ordinaria, rupestre, vital, viril.

 

Los gentilicios, que indican nacionalidad, grupo social o lugar de origen, llevan estos sufijos: -ino, -ina, -iño, -eña, -ol, -ola, -ano, -ana, -ense, -és, -esa. Ejemplos:

 

fueguino,   brasileña,   español

venezolana,   bonaerense,   escocés



  • sufijos que indican nacionalidad grupo social o lugar de origen
  • palabras derivadas de regla
  • palabras derivadas regla
  • palabras derivadas de pereza
  • palabras derivadas de molino

  • novedades android

Comentarios:

Loading Facebook Comments ...
Deja tu comentario
Tu Comentario